VENA FOAM: es la mejor opción para el tratamiento de las varices grandes, con la gran ventaja de evitar la intervención quirúrgica, que es el procedimiento más tradicional y aún empleado en muchos hospitales. Esta técnica consiste en la inyección de un agente esclerosante convencional en forma de microespuma y bajo estricto control ecográfico. Nuestro equipo médico tiene una experiencia de más de 15 años con excelentes resultados clínicos.

 

Ventajas del VENA FOAM (Varices sin Cirugía):

  1. Se puede hacer de forma ambulatoria, en consulta externa, sin necesidad de pasar por un quirófano.
  2. No requiere ningún tipo de estudio preoperatorio (ni analítica, ni electrocardiograma, etc.)
  3. No requiere ningún tipo de preparación (no hay que venir ni siquiera en ayunas).
  4. No implica baja laboral, sino que el paciente puede seguir realizando su vida normal.
  5. No es doloroso, por tanto tampoco se usa ningún tipo de anestesia, con lo que se evitan los riesgos derivados de las mismas.
  6. En la mayoría de los casos se suele tratar todo un miembro inferior en una visita; los casos más complejos necesitarían dos visitas al médico.
  7. Dado su carácter muy poco agresivo, se puede tratar incluso a pacientes con problemas de salud como cardiopatías, tratamientos anticoagulantes (por ejemplo: Sintrom), enfermedades de la columna vertebral (que contraindican la anestesia epidural), las alergias a anestésicos, etc.
  8. Con el control ecográfico evolutivo se garantiza la eliminación de todas las grandes venas dañadas, pues si quedara algún residuo después del primer tratamiento, en la visita siguiente se realiza su corrección, lo que es imposible cuando se realiza el tratamiento quirúrgico

 Recomendaciones después del tratamiento VENA FOAM:

  1. El paciente debe usar una media elástica durante unas 48 horas (pero con una intervención quirúrgica tiene que usar un vendaje elástico compresivo al menos 15 días).
  2. Los resultados no son inmediatos, es decir, las grandes dilataciones venosas desaparecen pero en ocasiones hay que esperar cierto tiempo para que dejen de verse totalmente.
  3. Sólo se destruyen las grandes dilataciones venosas, por lo que si desde el punto de vista estético se desea la desaparición de las llamadas "arañas vasculares" (telangiectasias) es necesario complementar este tratamiento con Esclerosis convencionales o Láser. El tratamiento quirúrgico tampoco destruye dichas "arañas vasculares".

 

Regístrate
Cerrar